Niños de edad escolar

 EDAD ESCOLAR.
Observación de una niña de 7 años.

Situación: Colegio Primario.
Observo a la niña entrar al colegio de la mano de su mama, ésta la saluda con un beso y se retira del establecimiento. Encuentro a la niña en el momento del izamiento de la bandera y observo que se mantiene en su lugar, canta entusiasmada, obedece las órdenes de la señorita. La niña entra a la sala, se ordena en su lugar, deja en el perchero su abrigo y mochila. Se moviliza con seguridad en un ambiente bastante reducido y se pone a trabajar. Escribe en el cuaderno su nombre, la fecha y la consigna que ha escrito la maestra en el pizarrón. Subraya con el color que dice la maestra y lo hace con doble línea. Comienza a completar la fotocopia (el trabajo consistía en remarcar líneas punteadas que expresaban letras y números). Terminando su trabajo, la niña manifiesta un gran interés por el producto y valora el de sus compañeros, al respecto conversa con ellos y también con la maestra. En una visita al vivero, la niña se muestra muy atenta interesada por lo que se ve, escucha a su maestra y le hace muchas preguntas. Observo esta conducta en repetidas situaciones. Al regresar del vivero, observo a la niña muy ansiosa esperando a la señorita, la cual les va a explicar cómo se plantan algunas hortalizas. Luego otra actividad que realiza muy entusiasmada consiste en dibujar sobre lo visto en el vivero. Ella saca su cartuchera la cual está completa, ordenada, y llena de lápices de colores. Comienza a dibujar. Llegada la hora del recreo los niños salen al patio, lo que les ofrece la oportunidad de trepar, saltar o deslizarse. La niña que observé elige jugar con otras niñas. Corren, dan vueltas alrededor de un poste jugando a “alcanzarse”. Sin querer unos niños la empujan y le dice a la señorita que le había dolido. La maestra la abraza, luego sanciona a los niños. La niña rápidamente se olvida del inconveniente y sigue jugando con sus amigas, en este caso al elástico. Hacia el final del recreo, la niña saca un montoncito de monedas de 10c y va hacia el kiosco, compra caramelos y los comparte con sus amigas. Termina el recreo con el timbre, y la niña corre hacia la clase para llegar primera.



Observación de un niño en etapa escolar

Niño de 9 años
Contexto: Reunión familiar por un cumpleaños.
Nombre: Axel
El niño invita a mi hermano (26 años, novio de su hermana) a jugar un partido de winning eleven en la play station. Comienzan a jugar mientras continuamente se hacen bromas respecto a cual será el ganador. Cada que el niño anota un gol en el juego, lo festeja exageradamente y repite que insistentemente que va a ganar, que su equipo es mejor que el de mi hermano. Por el contrario, cuando mi hermano anota un gol se queda callado y se lo nota contrariado. Luego de varios minutos, termina el partido, habiendo perdido el niño, por lo que rápidamente le propone una revancha alegando que ¨hay mucho ruido de fondo y no se pudo concentrar¨. Comienzan un nuevo partido y aparece en la habitación su hermano de 15 años, Alan, que se dirige hacia la consola y retira la tarjeta de memoria del juego. Tras esta acción, Axel se enoja mucho con su hermano y le grita que le deje la tarjeta, que así no puede jugar, que se vaya, por lo que Alan se retira de la habitación murmurando insultos hacia su hermano.

Observación entre 6 años y pubertad (Tomás-10 años)

Tomás está reunido con cinco amigos al aire libre, todos de su misma edad. Están jugando con una pelota. Parecen muy divertidos, corren y algunos gritan. Uno de los chicos está sentado a un costado de ellos ya que unos minutos antes se lastimó su pie jugando. Sus amigos lo llaman para que vaya a jugar con ellos. Él les dice que no porque le duele su pie lesionado. Sus amigos le insisten y le dicen que parece una nena ahí sentado. Luego se olvidan y siguen jugando.
Al rato los chicos comienzan a jugar con agua porque tienen calor y terminan empapados. La madre de uno de ellos se da cuenta y los reta porque hace frío. Los chicos se escapan corriendo y algunos de ellos gritando

Observación de niño (6-11 años)
Datos del niño:
Edad: 8 años
Nombre: Teresita
Contexto:
Domingo a la tarde en el club.
Observación
Teresita almuerza en el club con la familia. Se sientan en el parque. Teresita está con una amiga. Comen hamburguesa con papas fritas y charlan entre ellas, un poco alejadas del resto de la familia. Cuando terminan de comer, se ponen a jugar en unas escaleras que dan al río. Compiten para ver quién las sube y baja más rápido. Llega otra amiga del colegio y le explican cómo es el juego para que se acople. A la amiga no le divierte y se pone a charlar con la hermana de Teresita. Llega otra amiga de las chicas, y dejan de jugar. Le piden a la hermana de Teresita plata para irse a comprar golosinas. Se van al kiosco del club y vuelven. Le dan el vuelto a la hermana de Teresita y se van a los juegos.



ESCOLAR (HASTA 7MO): MARIA EUGENIA, 6 AÑOS
Era el cumpleaños de María. Llego a la fiesta y estaban sentadas en la galería su abuela, su tía y la señora que la cuida. Cuando María me vio vino corriendo a abrazarme (no nos veíamos hace un mes) me mostro su vestido nuevo y se fue corriendo con los otros chicos. Se subió al saltarín con su hermano, cada vez que salía del juego se ponía los zapatos, hasta que decidió sacarse las medias y andar descalza (eran blancas y no las quería ensuciar).
Cada vez que llegaba un invitado nuevo, su mama le gritaba MARIA!! Y ella iba corriendo a recibirlo, agarraba el regalo, le daba un beso y salía corriendo de nuevo.
El vestido de María tenía un moño que se le desarmaba a cada rato, entones reiteradas veces venia a los adultos y les pedía que le armaran el moño, después que le explicaron que si seguía corriendo se le iba a desarmar todo el tiempo María opto por quedarse sin el moño.
Faltaba que llegue otro de los juegos inflables a la fiesta, y como ya era lo hora del cumpleaños María estaba preocupada porque no llegaba y le decía a la mama que pasaba que no venia el juego. Al poquito tiempo llego el inflable, María estaba feliz, mientras lo inflaban se sentó al lado para supervisar que todo fuera bien. Una vez que funciono fue la primera en subir.
El pensamiento en esta etapa se caracteriza por el animismo (creencia de que todo lo que se mueve tiene vida) y la materialización ( creencia de que objetos y personas pensadas son reales).

5-6 a 11-12 años (Latencia, escolar, escuela primaria)
Nombre: Joaco, 7 años y medio
Contexto: cocina de la casa de una amiga. La observación es el hermano pequeño.
Descripción: Joaco entra feliz a la cocina y le cuenta a todos que gano el partido de futbol con sus amigos, y cuenta como metió dos goles, y como los felicitaron sus amigos. El hermano grande entra a la cocina ofreciéndole jugar la play cuando termine sus tareas del colegio. Joaco le dice que casi no tiene nada de tareas y que quiere jugar primero. Empieza a negociar el tiempo de estudio diciendo que lo puede hacer a la noche. La madre escuchando esto desde la sala, le dice que jugó
futbol toda la tarde tiene que bañarse y hacer sus tareas. Joaco hace pucheros con la boca y con voz de frustración se empieza a quejar en media cocina diciendo que él quiere jugar que está cansado y que no se quiere bañar. La mama se acerca y en callado lo reta. (No escucho lo que le dice), pero el niño enojado se dirige a bañarse.

OBSERVACIÓN DE UN NIÑO DE 6 A 11 AÑOS
Nombre del observado: Tomás
Edad: 6 años
Nombre del observador: Agustina Castro Lalín
Contexto: patio del colegio, primer día de clases de primaria
Observación:
Es el primer día de clases de primer grado de Tomás. Llega al colegio de la mano de su mamá. Se lo nota entusiasmado, contento de vestir un uniforme que nunca había usado y que lo hace sentir más importante. Está un poco nervioso al llegar al colegio, pero se le pasa cuando ve a sus compañeritos de jardín de infantes, que ahora serán sus compañeros de primaria. Les muestra a todos ellos su mochila con carrito y se ponen a jugar con ella.
Cuando se acerca a él quien será su maestra, se muestra tímido y baja la mirada cuando ésta le habla.
No siente miedo ni llora cuando su mamá se va del colegio, sino que sigue jugando y riendo con sus compañeros.

Analizado/a: Mi observación se basa en una niña de 7 años llamada Lucrecia.
Ubicación: Cumpleaños de la hermana de Lucrecia, Jimena, mi mejor amiga.
Tiempo de observación: Aproximadamente 3 horas, durante la tarde-noche.

6 a 12 años: Niño de 8 años Contexto: Un sábado por la tarde en una cancha de futbol. Es un nene que esta con su papa de la mano, lleva puesta la camiseta de su equipo favorito. Observación: Al llegar a la cancha se sienta con su papa en la escalera, el nene esta muy contento se para y salta, cuando la hinchada canta él también lo hace. Al comienzo del partido se lo ve muy quieto y concentrado en el juego a medida que transcurren los minutos comienza a movilizarse un poco mas, cuando todos se paran él también lo hace. Cuando los del equipo contrario hicieron un gol el niño se puso nervioso y menciono malas palabras las mismas que hacia unos pocos segundos su padre había dicho.

DESDE 6 A 12 Años
Nombre del observado: Matias Robledo Edad: 8 años

Nombre del observador: Santiago de la Torre. Duración: 40 minutos
Chico de 8 años, en su casa. Juega con los legos con un amigo del colegio de misma edad. Se cansan de jugar y salen afuera a jugar con una pelota de futbol. Llama a su primo mayor y a su padre para que jueguen con ellos, insisten en llamarlos, hasta que ellos van. Juegan un rato, pero estos se sientan ahi al lado de ellos en unas sillas a charlar. Les vuelven a insistir. Juegan un rato mas, hasta que esta vez el frena, y le dice al amigo de volver a jugar a los lego. Comienzan a jugar nuevamente, y se empiezan a pelear por distintas piezas que ambos quieren, gritan, y el le dice a su amigo que son de el, que se las de. Va un mayor, y los reta por estar peleándose. El amigo dice que se quiere ir ya a su casa, que quiere llamar a su mama, mientras que el papa del niño lo tranquiliza, les da un alfajor a cada uno, y el y su amigo se calman.