el juego infantil
Google
 
 
 

Volver a música infantil

 

Villancicos de navidad

 

Los villancicos son los cánticos que en buena parte del mundo occidental se realizan en ocasión de Navidad, cuando se celebra el nacimiento de Jesús. Es un momento de placidez que lleva a las melodías más dulces, generalmente cantadas por los mismos niños frente a los pesebres, aquellos montajes de juguete o escénicos donde todos visitan la recién nacido.

En España y Sudamérica se llaman villancicos; en Centroamérica le dicen también "aguinaldos". Se trata de composiciones de gran sencillez, como las canciones populares infantiles en general. En esto reside quizás su efectividad para la trnasmisión de generación en generación.

Representa un hecho fascinante que hace coincidir en múltiples países, ciudades y regiones a todos los niños entonando las notas de canciones semejantes. Sucede en Nochebuena, la víspera de la natividad, donde se respira un clima de juego.

En casi todas las culturas existe una preocupación material para con el niño Jesús, haciéndose eco de la tradición que cuenta las ofrendas de los reyes magos.

Pero encontraremos grandes variaciones en lo que se ofrecerán: desde bananas y otras frutas en regiones tropicales, “jayacas” en Venezuela (un pastel de maíz)...

...quinoa o chuño en países del altiplano. La diversidad material encuentra un punto de coincidencia en la superestructura navideña. Por supuesto que también existen en idioma francés, portugués e inglés, en casi todas las culturas que practican el rito católico. Es un momento de singular expresión de la importancia de la infancia y su cuidado, sus juegos y canciones. Hasta Charles Dickens realizó una novela titulada A Christmas Carol.

 

Hete aquí algunos ejemplos de habla hispana:

 

Soy un buen pastor

 

Nos manda este villancico Juan Romero Villegas, del departamento de Trujillo, Perú.

 

 

Voy al nacimiento

Soy un buen pastor

Con esta ovejita

Voy a ofrendar mi amor

 

Un niño que ha nacido

Necesita cuidado este día

Que le lleven comida

Con fe y con alegría

 

Que no llore el niño

Que no deje de llorar

Para eso he venido

Y mis ofrendas dar

 

 

 

Din don

 

Este exclusivo villancico ha sido enviado por Ladislao Peña, de Pucón, Chile

 

 

Din don den

Din don den

 

Suena la campana

En Jerusalén

 

El ángel lo ha anunciado

Y en el pueblo de Belén

 

Hoy hay una fiesta

Del niño quidulén

 

 

 

 

 

Otro villancico chileno, de la región de Iquique

 

 

Señora Doña Marida

Vengo de Pichidegna

Montá en esta mi yegua

Trotando a la desierta

 

De que el Niño es muy bonito

Traigo gran seguridá

Porque misia Triniá

Y mi compaire lo han vist

 

Unos quesillos le traido

De la vaquilla mida

Me los merendé Marida

Porque de hambre ya ni veía

 

Señora doña Marida

Aunque usé sus quesillos

Le triago un saco de harina

Y harto mote con huesillo

 

Yo con esta me despido

Vengo desde el peralillo

Suando la gota gorda

Sólo por ver su chiquillo

 

 

Un villancico de Puerto Rico

 

Desde el Saboruco

Hasta el empedrao

Venimos cantando

El aguinaldao

 

La jalda de casa

Está florecía

Que nació esta noche

El niño Mesías

 

Jasta aquí llaegamos

Pisando el rocío

Y viene el estógamo

Bastante vacío

 

 

 

Al Niño Jesús

De Paraguay nos mandaron un villancico que muestra las actividades diarias supuestas al niño Jesús, según las costumbres rurales de los niños de aquel país.

Dicen que fue en un lugar cubierto de arenas

Donde jugaba el niño Jesús

O, é! O, é! ya juega el niño Jesús

 

Dicen que fue un lugar cubierto

De matas ralas de espartillo

Donde el niño Jesús juego al escondite

O, é! O, é! se oculta el niño Jesús

 

Dicen que fue en una fuente de aguas azules,

Que el niño Jesús se lavaba los pies

O, é! O, é! ya descansa el niño Jesús

 

Dicen que fue una pequeña silla de oro

Que el niño Jesús solía sentarse

O, é! O, é! ya juega el niño Jesús.

 

Villancicos para bebés

 

Se puede hacer a modo de juego

 

Arre caballito

Vamos a Belén

Que mañana hay fiesta

Y pasado también

 

Versión colombiana

 

Esta versión tiene similitudes con la que se canta en Argentina. Mientras la de aquí tiene reminiscencias con el "arroz con leche" y otras canciones populares infantiles, la versión colombiana tiene la particularidad de sonar más indígena. (Ver la partitura).

 

Vamos pastorcitos

Vamos a Belén

A ver a la virgen

Y al niño también