el juego infantil  
 
 

 

Dibujos en Argentina

 

 

Discusión

El principal rasgo que se encuentra en las tres muestras es la presencia de antropomorfización de las imágenes que no tienen que ver con la figura humana (principalmente la casa y los motivos animales). Si bien no es significativa la repetición de los motivos, cualitativamente se aprecia una semejanza importante en la manera de componer los dibujos, sugestiva de acciones del medio sobre la concepción de sí. Al tener en cuenta el factor de escolarización, advertimos rápidamente que su ausencia no alcanza para explicar lo que sería un rasgo "primitivo" tal como lo llamara Telma Reca (6). Observamos que tanto niños escolarizados como los que no tuvieron performances similares tanto a nivel de la elección de los motivos como para la confección de sus estilos correspondientes.

La elección de motivos alcanza una repetición considerable (para los grupos tanto escolarizados como para los que no) siempre coherente dentro de un mismo país. De ese modo la predominancia de los dibujos son: en Argentina, figura humana; en Ecuador, la casa; en Brasil, los motivos animales.

 

La elección de distintivos simbólicos se encontró en Brasil (pintura corporal tanto en p.e.b como en p.n.e.b) y en la Argentina, en medios escolarizados (las banderas de fútbol). En Ecuador aparece como sugestiva la repetición de secuencias de pájaros y nidos.

Si bien la riqueza cultural de los grupos en los tres países sería imposible de abarcar en un trabajo como éste, nos enfocaremos en las conclusiones que saltan a la vista. En primer lugar, contrario a lo que suponíamos, la escuela no parece tener un papel determinante en la elección de motivos en el dibujo libre. Asimismo, cuando un niño dibuja una casa, motivo universal por excelencia, uno podría haber sospechado que se realizaría una imitación del motivo de casa frecuente en su cultura. Pero al ver los modelos repetidos, inferimos que existe cierto ideal de casa subyacente a las diferencias culturales que tiene que ver con un motivo alternativo: el antropomórfico. Esto podría indicar que los niños de diferentes regiones realizan la figura humana a través de otros caminos que permiten el acceso cultural a la representación de sí. Es decir, se trata de diferentes recorridos que llegan al destino de la identidad, pero que serán identidades diferentes justamente por los desarrollos específicos. Todo esto nos sugiere que los rasgos culturales inciden en el desarrollo temprano; también en la elección de los motivos de dibujo, pero no tanto en la forma de los mismos.

Por otra parte, ni los Shuar, ni los Saraguros, ni los Bakairí ni los Caduveos ni los Xicrin presentan en sus culturas casas que asemejen arquitectónicamente a las representadas por sus niños. En la Argentina no fue frecuente el hallazgo del motivo de una casa, pero en los casos de su aparición se encontró una antropomorfización del esquema de la casa, relacionado probablemente a una vivencia traumática de la vida en el hogar.

Si las casas de niños de diferentes poblaciones se asemejan no es debido a que los niños hasta los ocho años se parecen entre sí en cualquier lugar del mundo (como lo pretendía Piaget (7)). Se trata de desarrollos evolutivos bien diferenciados, que construyen una identidad definida desde los primeros estadíos -ya que se desprende de este trabajo que dichas influencias son previas a las escolares.

 

Conclusiones

Los niños plasman en el dibujo libre una concepción de sí mismos que incluye la concepción de la cultura. Esta variable cultural es fundamental a la hora de analizar las producciones de los niños en tratamiento . Por otra parte la técnica de dibujo libre permite establecer el cimiento transcultural a partir del cual comienzan a su vez a diferenciarse los rasgos de la personalidad. Dichos rasgos dependen de componentes transculturales (como hitos evolutivos), así como de la influencia específica de la cultura, que se daría independientemente de la escolaridad. Los hallazgos de divergencias entre elección de motivos de dibujo según la población y las similaridades en las formas (la antropomorfización) se contraponen a la hipótesis de que la cultura modela un contenido "universal". De esta manera proponemos que la influencia cultural sucede en un período anterior a la escolaridad, brindando un aporte mayor al desarrollo del niño de lo que se considera actualmente.

 

Bibliografía

1) Beines, F; Maffei, J.V. (2004) La autoconcepción en niños de la etapa preescolar La Prensa Médica Argentina, Buenos Aires.

2) Contini de González, N; Figueroa de Pucci, I (1994) La maduración visomotora en niños de Tucumán. Evaluación psicológica desde una perspectiva transcultural. Facultad de Psicología, UNT.

3) Casullo, M.M. (2004) El test gráfico del dibujo de la figura humana. Normas regionales. Editorial Guadalupe, Buenos Aires.

4) Casullo, M.M. (1988) El test de Bender infantil. Normas regionales argentinas. Editorial Guadalupe, Buenos Aires.

5) Pagés Larraya, F. (1998) La bacanal de los niños. Antropología del chico de la calle. Seminario de Antropología Psiquiátrica, CONICET, Buenos Aires.

6) Reca, T; Temlin de Aizcorbe, M.T. (1969) Relación entre representación gráfica del cuerpo e imagen corporal en sujetos de ambos sexos. Actas del Primer Congreso Latinoamericano de Psiquiatría Infantil, Punta del Este, Uruguay.

7) Piaget, Jean.(1968) Le structuralisme, Paris.

Los tratamientos deberían continuar con un correlato de información sobre la cultura originaria del sujeto.